¿CÓMO CUIDAR Y MANTENER UN BONSAI?

Cuidado y mantenimiento de un Bonsai Los bonsai necesitan que se les dedique un poco de tiempo diariamente, principalmente para regarlos adecuadamente. También requieren un corte periódico de las puntas de las ramas, aproximadamente cada mes y deben ser fertilizados cada 1 ó 2 años.

Si ya tiene tiempo con su Bonsai, tal vez requiera un alambrado de las ramas nuevas. En Bazar de Plantas le aconsejamos cómo hacerlo. Si hay que ausentarse el fin de semana, es importante hacer un arreglo con una persona de confianza para que lo riegue. Si se ausenta por más tiempo, lo mejor es que lo deje con un cuidador especializado. Bazar de Plantas le ofrece este servicio.

Son elementos indispensables para el buen desarrollo del Bonsai, el sol, aire y agua. La temperatura de la Cd. de México, Guadalajara, Monterrey, es buena para la mayoría de las especies de Bonsai, excepto algunas variedades que son susceptibles a las heladas. En lugares extremosos habrá que protegerlos de las heladas o de las temperaturas muy altas y del sol directo.



¿DÓNDE COLOCAR UN BONSAI?

Bonsai en exterior

Los bonsai deben colocarse en el exterior, al aire libre, a la intemperie, para que reciban los rayos del sol.

Un Bonsai es un árbol miniatura, no una planta de interior. Por lo tanto hay que evitar que permanezcan en el interior de la habitación por más de un día, salvo que se trate de un Bonsai de interior, el cual requiere media sombra, cerca de una ventana.

El sistema para resolver la tentación de tener los Bonsai en el interior, es contar con varios ejemplares y meterlos en forma rotativa, pero cada ejemplar sólamente se podrá volver a meter después de que haya pasado un mínimo de un mes en el exterior. El lugar ideal para tener un Bonsai es el jardín, la terraza o una ventana. Se procurará que no esté al nivel del suelo, de preferencia a una altura mayor de 50 centímetros o más sobre tablas de madera o bases de material sólido.

La brisa y las lluvias benefician al Bonsai. También es aconsejable que una vez al mes, se dé vuelta al Bonsai, para que todos los lados del árbol queden expuestos a la luz y al sol y las ramas se desarrollen de igual forma.